Información válida para Ecuador
Información válida para Ecuador
Buscar
Buscar
Dengue, Zika y Chikungunya

Dengue, Zika y Chikungunya

Estas 3 infecciones son trasmitidas por la misma familia de mosquitos, el Aedes Aegypti y el Aedes albopictus que son originarios de África y que se han propagado en América Central y Latina, sudeste Asiático y norte de Australia. La picadura del mosquito en niños, adultos y mayores provoca fiebre, dolores musculares y otros estados gripales intensos.

La infección provoca síntomas similares en los 3 casos, con pequeñas variaciones, y no es una infección mortal si es tratada correctamente. Puede haber complicaciones si se toman medidas erróneas.

Síntomas del Dengue:

Síntomas del Zika:

Síntomas de la Chikungunya:

Las infecciones de los 3 mosquitos presentan estos síntomas entre 2 y 6 días después de la infección, y la duración de los síntomas suelen durar no más de una semana, momento en cual se recupera completamente el paciente. Sin embargo puede haber complicaciones:

Dengue:                                              

El dengue puede evolucionar a un dengue hemorrágico que si puede ser mortal en el caso especialmente de niños y mayores. El dengue grave o hemorrágico presente problemas respiratorios, hemorragias graves y acumulación de líquidos. Hay que brindar atención médica especializada en esta etapa crítica.

Zika:

A diferencia del Dengue, el Zika si puede ser transmitido de persona a persona por medio de la transmisión sexual, por la sangre y de las madres embarazadas a sus bebés. Para prevenir estas infecciones hay que tomar serias medidas de prevención. Además el Zika puede provocar la muerte pero son casos muy aislados.

Chikungunya:

Los dolores musculares y de articulaciones se pueden sentir hasta 6 meses o años después de la infección, provocando mucho dolor en los afectados. En personas mayores de edad puede dar complicaciones con problemas gastrointestinales, neurológicos o cardiovasculares. A veces puede ser mal diagnosticado la Chikungunya como Dengue.

¿Cómo diagnosticar y reaccionar frente a estas tres infecciones?

El diagnóstico suele iniciarse con los síntomas, pero personas que han circulado por las zonas geográficas mencionadas anteriormente deberían consultar con el médico y hacerse pruebas de sangre para determinar la presencia del virus. Exámenes de detección:

¿Como reaccionar con los niños si presentan estos síntomas?

Para estas infecciones no existe un tratamiento especializado, pero lo que se puede hacer es aliviar los síntomas y tomar decisiones correctas. Atención de primeros auxilios:

Como no existe tratamiento, y se trata de una infección que desaparece en la mayoría de los casos 1 semana después de los primeros síntomas gracias a los cuidados correctos, solo se pueden pensar en estrategias de prevención para evitar que se propague la epidemia y se minimice el riesgo de infectarse.

Prevención:

Se puede volver a contraer dengue y en ese caso, se vuelve más grave ya que existen 4 subtipos de dengue y el cuerpo puede crear defensas para protegerse del primero, pero se queda desprotegido contra un nuevo tipo de dengue. En ese caso, los síntomas son peores y la enfermedad dura más tiempo.

Si has tenido Zika durante el embarazo, es importante hacer los chequeos puntuales con tu ginecólogo para evaluar el estado del bebé, ya que existe una relación entre la microcefalia en bebés y este virus. Si tu pareja ha sido infectada y estás embarazada, lo mejor será evitar las relaciones sexuales, ya que no se ha confirmado el tiempo en que el virus puede permanecer en la sangre.

En caso de que después de haber tenido Chikungunya, persistan los dolores articulares, se puede requerir un tratamiento y acompañamiento médico prolongado para evitar los dolores y la rigidez. Se recomienda fisioterapia y ejercicio moderado para mejorar este estado.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

ADVERTENCIA

El material incluido en este sitio ha sido generado exclusivamente para los profesionales de la salud con fines informativos, así como destinado a orientar sobre el uso adecuado de los medicamentos y a satisfacer sus necesidades de mayor información científica.

Si usted no es un profesional de la salud, Laboratorios Bagó le sugiere consultar siempre a un médico calificado y registrado.